Todo el cine y la producción audiovisual argentina en un solo sitio

DIRECCION EJECUTIVA: JULIA MONTESORO

DIRECTORAS, el ciclo de Género DAC y GPS Audiovisual presentan «Hasta que me desates», de Tamae Garateguy, en Cine Arte Lumière

DIRECTORAS, el ciclo de Género DAC y GPS audiovisual en la sala virtual de Cine Arte Lumière (www.cineartelumiere.com.ar), presenta Hasta que me desates (2017), de Tamae Garateguy, el viernes 9 de octubre a las 20hs. La película permanecerá en la sala virtual hasta el domingo 11 a las 22 en forma libre y gratuita. Sus protagonistas son Martina Garello, Rodrigo Guirao Díaz, Paula Carruega y Naiara Awada.

Se trata de un thriller erótico, en el que Garateguy explora los aspectos menos convencionales de la sexualidad.

-En Hasta que me desates los personajes que viven situaciones extraordinarias. ¿Quién es para vos este personaje, Clara? ¿De dónde surgió?

El personaje de Martina y su historia está inspirado en un corto documental de Dinamarca, que me generó esta inquietud. Una mujer joven -de treinta años- decide que no quiere vivir más. Allí es legal la eutanasia. Entonces se lo comunica a su familia y a una amiga que la filma. El corto es eso, es esa cámara, esa amiga que acompaña en el camino a esta mujer, y a la figura de su padre que lo acepta amorosamente, para acompañar a su hija en esa decisión, que es desgarradora. En mucho tiempo no me había sentido tan interpelada por una obra de una colega. Por supuesto que no podía entenderlo: rechazaba completamente esta idea, rechazaba que la hubieran filmado. Me incomodó a tal punto que decidí hacer una película traduciéndola a mis inquietudes, para tratar de entender lo que significa la verdadera empatía, que tiene que ver con que uno entienda, o se acerque a ver la humanidad en algo que se rechaza y que no se puede comprender.

-¿Cómo fue el proceso para elegir el género que ibas a abordar?

Lo hice en clave policial porque siempre me gusta que el espectador esté enganchado con algún género en el que se sienta más afín. Y en ese camino buqué tocar algunas teclas súper límite, que ni yo misma entiendo, estoy en desacuerdo y hasta me molesta los lugares por donde pasan y sienten los personajes. Finalmente la canalicé a través de esta historia de amor entre estos dos personajes. Porque en definitiva es una historia de amor: ése es el último plot. Y también tiene que ver con las perversiones. Soy una gran amante del primer cine de Almodóvar, del cine de Cronenberg, entonces siguiendo esas líneas, fue como tocar esos colores teniendo como escenario el barrio del Bajo. Porque Buenos Aires es otro personaje más. La pulsión de muerte siempre para mí es muy inquietante, meterme en eso y en las perversiones.

-Aún sin estar de acuerdo o sin entender las conductas de estos personajes, planteás una historia donde esas conductas se ponen en juego y nos interpelan como espectadores.

Totalmente. Quise emular el proceso de lo que yo sentí al ver ese corto que rechazaba, pero que finalmente entendí. Pude ver a ese padre que acepta acompañar a la hija en este camino desgarrador (sobre todo, sabiendo que era un documental), en el que su amiga sigue el proceso y la acompaña a la clínica a hacerse la eutanasia. Allí también  apareció el prejuicio con la idea de la gente que no quiere vivir más, y que no tiene una razón ni una enfermedad terminal. Me metí con un tema incómodo como la eutanasia y con un tema completamente tabú e inacepable como la necrofilia, buscando la forma para que todo eso conviva.

Read Previous

Majo Staffolani estrena «Román»: «Hacer tambalear nuestras decisiones sexuales fue un acto de valentía»

Read Next

«Román» (Estreno: 8 de octubre)