Todo el cine y la producción audiovisual argentina en un solo sitio

DIRECCION EJECUTIVA: JULIA MONTESORO

«Desequilibrados», de Juan Baldana (Estreno: 14 de octubre)

El jueves 14 de octubre se estrena en el cine Gaumont Desequilibrados, de Juan Baldana, protagonizada por Miguel Di Lemme, María Canale, Lautaro Delgado Tymruk, Jorge Román, Luis Ziembrowski, Natalia D’Alena, Pablo Núñez, Julio Cesar Archet y Nicolás Schneider.

La trama gira en torno de Rodo, un abogado con poco trabajo cuya gran obsesión es la escritura de un libro inacabado sobre Silvio Gesell, un gran pensador alemán, creador de la economía natural. Está encerrado en su casa. El coronavirus no discrimina. Para toda la sociedad se ha decretado el aislamiento social obligatorio, a raíz de este virus que infecta y mata a miles de personas en el mundo entero. Todo empieza a complicarse cuando la editorial lo presiona por estar retrasado con la entrega de su obra. Rodo presenta varios días seguidos con fiebre alta. Su confusión mental aumenta a la par de su temperatura y la incoherencia gana terreno en su estado de soledad, cada vez más ingobernable.

Aunque lleva décadas en el olvido, Silvio Gesell vaticinó una teoría que podría servir en la actualidad para enfrentar futuras crisis económicas.

Silvio Gesell fue un hombre fascinante, mitad argentino y alemán. Nació en Alemania en 1862 en una familia de bajos recursos y huyendo de la pobreza vino a la argentina en 1887. La gran crisis de 1890 generó un quiebre en la economía argentina y esa experiencia daría origen a sus pensamientos siendo el puntapié para que comenzara a analizar el sistema monetario y elaborar su teoría para encontrar una solución a las crisis económicas. Lo que pretendía Gesell era crear un nuevo tipo de dinero para que la gente no pudiera acumularlo en tiempos de crisis, por miedo, y paralizar así los negocios. Su teoría se basa en la premisa de que la moneda no puede servir como medio de circulación y como instrumento de ahorro al mismo tiempo, ya que esto implicaría asignarle dos funciones contradictorias.

Silvio Gesell entonces lo que propuso es una moneda que tenga por fin circular y no acumularse para que este dinero no se retirara de la calle. Para eso él proponía castigar la acumulación de esta moneda complementaria a través de ponerle una multa, entonces haya que usarla para que no se deteriore. En otras palabras, habría que pagar por él para que no venciera, por lo que sería suficientemente disuasivo para que se evitara la acumulación. De esa forma lograba la reactivación económica, la generación de empleo, el estímulo de la demanda, y la mayor recaudación fiscal para evitar la generación de inflación con motivo del déficit fiscal.

Por lo tanto, la moneda complementaria viene a sustituir aquello que el dinero oficial no puede realizar con el único objetivo de generar trabajo, actividad y ocupación en donde no la hay.

La obra de Silvio Gesell es la fuente de toda la disciplina económica del siglo XX en el mundo, sirviendo incluso como base del libro de economía más importante hasta la actualidad de John Maynard Keynes quien dijo en ‘Teoría general del empleo, el interés y el dinero’ que en el futuro se estudiaría más a Gesell que a Marx.

Hoy, la figura de Silvio Gesell toma cada vez más fuerza ante los problemas de verdades escondidas y la decepción a escala global.  Por primera vez después de tantos años, se lo vuelve a considerar relevante con la diferencia que gracias a los cambios modernos ya no sería necesario un dinero sellado, sino que se ha hablado de otras ideas como el dinero electrónico o la eliminación por completo del papel y la moneda. Nada mal para una persona que huyendo de la pobreza fue como empezó a entender el funcionamiento de un dinero que siempre le había faltado y de quien solo Keynes tuvo unas palabras amables: «Un profeta extraño». Sin dudas lo era.

La ciudad balnearia de Villa Gesell en Buenos Aires, Argentina, fue fundada por Carlos Idaho Gesell, hijo de Silvio, quien le puso el nombre en homenaje a su padre.

La filmografía de Juan Baldana incluye su ópera prima, Los Angeles (2009, dirección, guion y producción) y más recientemente, Sintientes (2020, director y guionista, entre otros títulos. Actualmente tiene en posproducción Que todo se detenga, basada en la novela de Gonzalo Unamuno, como director, productor y guionista.

FICHA TECNICA

Música Original: Sergio Vainicoff

Montaje: Leandro Aste. S.A.E

Dirección de Sonido: Pablo Irrazabal

Sonido directo: Sergio Cabrera.

Dirección de Arte y Vestuario: Lucila Presa

Dirección de Fotografía: Alejandro Giuliani. ADF

Dirección de fotografía segunda unidad: Gastón Delecluze

Cámara y dron: Santiago Lopez Basualdo

Cámara y grip: Marcelo Beltramini

Asistente de Dirección: Pablo Alba – Cecilia Petrujno

Continuista: Constanza Buchanan

Foquista: Bruno Carbonetto

Eléctricos: Román Tkachuk – Fernando González- Martín Eguibar – Santiago Grassi – Marina Di Toto

Asistentes de Arte: Carolina Romero Zapiola – Sol Tévez

Utilero: Pablo Herrera

Maquillaje y Peinado: Cintia Español

Asistente de Montaje y edición introducción: Ivan Baldana

Corrección de color y Trucas: Leo Aramburu

Guion: Juan Baldana y Julio Archet

Producción ejecutiva: Paula Magnani.

Producción: Diego Lombardi – Sergio Cabrera – Juan Baldana

Dirección: Juan Baldana

Asesoría sobre Silvio Gesell e investigación: Carlos Louge

Distribuye: CINETREN

Read Previous

Bendita Tú, el festival de cine independiente con pespectiva de género, se presenta el sábado 16

Read Next

«Re Granchio», de Alessio Rigo de Righi y Matteo Zoppis, clausurará el Doc Lisboa, que comienza el jueves 21